domingo, 6 de diciembre de 2015

BELÉN DE TÁBARA 2015 - Como se hizo


Fieles a la tradición y llegando las fechas navideñas el Belén de Tábara vuelve a instalarse gracias una vez más a la colaboración y al patrocinio del Café Bar Scriptorium y la U.E. de Hidrocarburos S.L.
Sobre estas líneas tenemos el cartel que publicita la actividad, para que tengáis en cuenta la visita en estas fechas navideñas.

Lo que se va a exponer en este post es el como se hizo la obra que vamos a ver este año, que viene madurándose desde hace ya tiempo, pero el ponerse manos a la obra es otra cosa y eso comenzó el día 2 de Octubre, con muchas dudas, debido sobre todo al cambio de formato y de registro, empleando técnicas que todavía no había probado nunca sobre un proyecto que hacía ya tiempo que quería realizar.


Como siempre, se comienza mascullando el proyecto mucho antes de comenzar a ejecutarlo, recuerdo fotografías realizadas en la capital zamorana por su casco antiguo de las navidades pasadas, la plaza mayor de Toro y todos esos pueblos con su sabor antiguo de piedra ladrillo y adobe y a partir de ahí se van elaborando bocetos que simplemente plasman una idea primigenia que generalmente no concuerda con el resultado final, pero el poso va conformando un todo que es lo que acaba saliendo.
La primera idea con las casas y sus portaladas y en una plaza una gran fuente que bien podría haber sido octogonal
La idea va tomando cuerpo y ahora lo que se pretende es tener a la derecha del montaje una calle en ascensión a un plano superior por donde se perdiera la visión del visitante intentando seguir el final de la calle.
Se van centrando las ideas y ya va apareciendo en este punto la calle, la fuente al fondo y las casas de la parte superior, del resto todavía no tenemos conformada la idea.
Una de las primeras ideas, donde se hace una relación de partes realizables que poco a poco se van desechando para poder albergar a otras nuevas.
Una de las primeras ideas de la calle en ascensión de la parte izquierda.
Vistas de frente y aéreas para poder valorar la visión del conjunto.
Una de las casas diseñada con su balconada a lo largo de toda la segunda planta, sus vigas de madera y su portalada, que al final se desestimó.
Pero una vez que ya se han realizado los bocetos, debemos de pasarlo a la realidad y esta se hace con porexpan, cuter, bolígrafos, reglas y mucha paciencia. 
La primera de las viviendas ya va cogiendo forma y empieza a ser parecida a lo que se había diseñado.
El segundo módulo se añade a la casa y resulta ser una vivienda de la segunda altura.
Desde el principio se intenta que no falte ni un solo detalle.
Los bocetos han pasado a la realidad y el conjunto va creciendo.
La rampa de acceso al nivel superior en fase de construcción.
En plena faena.
Las ideas van surgiendo y antes de que se vayan hay que apuntarlas donde se pueda y rápido, en este caso la idea de la ubicación del portal sobre el trozo de porexpan donde se estaba trabajando para otras construcciones.
Delimitando el espacio que albergará el portal.
Construcción del portal de Belén
Construcción de una de las casas del nivel superior (regla, cuter, bolígrafo y dosis de paciencia).
La mayor de todas las construcciones con el diseño que se le quiere aplicar.
Parte del conjunto tallado y lijado, donde ya se ve la idea que se quiere plasmar.
El edificio del reloj, (que desde un principio estaba pensado el ponerlo ya que se ajustaba al patrón constructivo), en fase de diseño y donde se ve la fotografía por la que me guié para desarrollarlo.
La fachada tallada y lijada.
El proyecto va creciendo, ya solamente faltan dos construcciones.
Detalle de una portalada donde se aprecia el detalle de las vigas colocadas.
Una vez más y sobre la marcha se realizan pequeños bocetos con medidas y soluciones a pie de proyecto.
Y ahora que ya están realizadas todas la construcciones empezamos a colocar los tejados, solamente este detalle me llevará el trabajo de toda una semana, amén del tiempo que me ha costado encontrar el dichoso cartón, el cual hay que cortarlo en tiras y desprenderle un trozo de la parte de abajo para que pueda montar en la línea precedente.
Colocando los tejados.
Primeramente se marcan las líneas para que se alineen todas y cada una de la filas de tejas.
Se van colocando líneas pegando cada una de las tiras y cortando la falsa escuadra en cada una de las terminaciones.
Se remata tapando las cumbres y las limas con una tira de tejas.



Más ejemplos de colocación de las tejas.
Comienza el proceso de la base de pintado, donde tenemos que pintar absolutamente todo, excepto os tejados, de color chocolate.


Pintura blanca para todo y después tintes marrones y negros.


Una vez que se ha pintado todo, foto para ver el conjunto y pasar al siguiente apartado.

Se  empiezan a dar los toques finales a las piedras, los ladrillos, etc.
El edificio del reloj va tomando cuerpo
Los ladrillos y la pintura de la planta de arriba, así como las vigas y los cargaderos van apareciendo.




Prácticamente acabado
El portal de Belén acabado y boca abajo, esperando la instalación de la iluminación.
La rampa de acceso al nivel superior rematada.
La fuente con sus caños totalmente rematada.


Proceso de pintado de todos los módulos que conforman este proyecto.




Las ventanas se recortan y se adecuan al espacio que debe de albergarlos, después pasan a ser pintadas colocación de los separadores de los cristales y los cristales.
El último trabajo de construcción que se ha realizado para el Belén de este año, la fuente de cuatro caños; en un principio estaba pensado realizar la fuente de los caños, pero no disponía ni de recipiente para ello ni de espacio para colocarlo finalmente, por lo que opté por recuperar la idea primera de hacer una fuente "octogonal" que acabó siendo circular, pero respetando los cuatro caños de la primera idea.
La bomba de agua sumergible y la cubeta que contendrá el agua de la fuente.
Una de las ventanas rematadas y dispuesta para su colocación.
Las casas comienzas a lucir con todo su esplendor una vez que se van concluyendo.
Una de las ventanas terminada y colocada.
Otro ejemplo de ventana colocada.
El montaje acabado en su parte constructiva, ahora solo queda la parte eléctrica y los detalles.
Vista desde el otro extremo.
Construcción del campanil de la torre del Edificio del Reloj de Tábara.
Cobre soldado
Detalles para el palacio de Herodes.
Pebetero en construcción.


Detalle de las balconadas antes de su pintado.


Las barandillas pintadas y acabadas.
El campanil acabado, a falta de la inscripción en la placa.

Los detalles se van acabando de realizar.

El conjunto montado para la foto previo al montaje
Interior del Palacio de Herodes, que estará instalado en el edificio del Reloj.
Una vez que se ha acabado la obra en si comenzamos con el cableado para darle la iluminación interior necesaria.





La fuente circular de cuatro caños tallada
Pintada con el color de base
Terminada y lista para instalar
La mesa preparada y lista para degustar los ricos manjares.
El último detalle que se incorporó en el montaje.
Interior de una vivienda


Y una vez que se ha concluido todo el montaje, solo resta embalarlo todo y trasladarlo al Café-Bar Scriptorium para su montaje definitivo.


Espero que os haya gustado

3 comentarios:

Elenat dijo...

Increíble, un gran trabajo!

Enrique lopez fernandez dijo...

Impagable Carlos,gracias por tu dedicación, y encima sin ningún tipo de ayuda " Oficial ", mi más sincera felicitación.

Antonio García Burgos dijo...

Carlos, amigo...¡esto si que es arte! ¡vaya curro que te pegas y la ilusión y entusiasmo que pones en ello!.

Llevaba ya un tiempo mirando tu enlace en mi Blog esperando con ganas ver, un año más, tu enorme trabajo. ¡FELICIDADES!!!

Ahora espero las fotos del montaje...

Feliz Navidad. Lo mejor para el 2016 y que sigas con la misma o mayor, si cabe, ilusión para montar el próximo.

Un abrazo. Antonio